SCIRI: Red de Alerta Alimentaria

El Sistema Coordinado de Intercambio Rápido de Información (SCIRI) es un sistema de alerta rápida en forma de red a nivel nacional para la notificación de un riesgo directo o indirecto para la salud humana derivado de productos alimenticios y los materiales en contacto con los mismos.

Su funcionamiento se basa en el artículo 25 de la Ley 17/2011 de 5 de julio, de seguridad alimentaria y nutrición y los artículos del 50 al 52 del Reglamento (CE) nº 178/2002.

Nace con el objetivo de garantizar a las personas consumidoras que los productos que se encuentran en el mercado son seguros y no presentan riesgos para su salud. Por lo que un intercambio eficaz y rápido de información entre las distintas autoridades competentes es crucial y una base primordial. De este modo, se facilitan las actuaciones oportunas sobre los productos alimenticios que presenten un peligro, directo o indirecto, en la salud de los consumidores.

Esta red de alerta está disponible los 365 días del año, de forma ininterrumpida, coordinando acciones en ámbitos nacionales, europeos e internacionales.

Es la Agencia Española de Seguridad Alimentaria y Nutrición (AESAN) quien está detrás del papel fundamental de coordinar estas acciones a nivel nacional y, además, es el punto de contacto nacional de las redes europea (Rapid Alert System for Food and Feed – RASFF) e internacional (Red Internacional de Autoridades en materia de Inocuidad de los Alimentos – INFOSAN). Cabe añadir, que esta red de alerta está disponible 365 días del año, de forma ininterrumpida.

Memoria 2022

Ya está disponible la memoria del Sistema Coordinado de Intercambio Rápido de Información (SCIRI) correspondiente al 2022. Te la dejamos en el siguiente link para que puedas obtener más información: https://www.aesan.gob.es/AECOSAN/docs/documentos/alertas/sciri/Memoria_SCIRI_2022.pdf

De forma resumida, la memoria explora como una vez superados los años influenciados por la detección de óxido de etileno en diversos productos, que supuso un incremento exponencial de las alertas en 2020 y 2021, la tendencia ha vuelto a la que se venía observando hasta el año 2019, con un incremento sostenido en todos los tipos de notificaciones.

En relación con el año anterior, se puede observar que en el 2022 la distribución según el tipo de producto apenas ha variado, existiendo un ligero incremento en otros productos y en materiales destinados al contacto con alimentos (MECA), un ligero descenso en los productos de origen vegetal y manteniéndose en los mismos valores los productos de origen animal.

En esta memoria se ha incluido un capítulo para informar de tres aspectos destacados de la red que han marcado el 2022: la investigación de un brote multinacional de salmonelosis relacionado con el consumo de productos de chocolate, el empleo de bambú y otras fibras vegetales junto con plástico en materiales destinados al contacto con alimentos, que ya tuvo importancia en 2021, y en tercer lugar, las alertas gestionadas debidas a la presencia de alérgenos, sustancias que producen intolerancia y gluten en alimentos en los que no se respetaban las obligaciones legales existentes para garantizar la información correcta a las personas consumidoras.

No cabe duda de que la anticipación es la mejor estrategia cuando hablamos de seguridad alimentaria. Desde AMBICAL os recomendamos disponer de un buen Sistema de Calidad y/o Seguridad Alimentaria en el que estén bien identificados los riesgos y perfectamente definidas todas las medidas preventivas.

En cuanto a los peligros asociados a las notificaciones de la red de alerta, y al igual que ocurrió el año anterior, destaca que las notificaciones por peligros químicos superan a los peligros biológicos.

En esta memoria se ha incluido un capítulo para informar de tres aspectos destacados de la red que han marcado el 2022: la investigación de un brote multinacional de salmonelosis relacionado con el consumo de productos de chocolate, el empleo de bambú y otras fibras vegetales junto con plástico en materiales destinados al contacto con alimentos, que ya tuvo importancia en 2021, y en tercer lugar, las alertas gestionadas debidas a la presencia de alérgenos, sustancias que producen intolerancia y gluten en alimentos en los que no se respetaban las obligaciones legales existentes para garantizar la información correcta a las personas consumidoras.

No cabe duda de que la anticipación es la mejor estrategia cuando hablamos de seguridad alimentaria. Desde AMBICAL os recomendamos disponer de un buen Sistema de Calidad y/o Seguridad Alimentaria en el que estén bien identificados los riesgos y perfectamente definidas todas las medidas preventivas.

¡Contacta con nosotros para ello!

MÁS INFORMACIÓN
2023-12-14T12:12:03+01:00 © AMBICAL, todos los derechos reservados. 18 diciembre 2023|

Conecta con nosotros

Ambical Proyectos

C/Newton nº 31 1º y 2º planta (Pg. A Grela) 15008 A Coruña

Teléfono: 981 135660

WhatsApp chat